Escuchas Radio Santo Tomás

5329

Julio 9, 2016 • Destacada, Economía, Nacional, Noticias

A pesar de sus precios bajos, nueve de cada 10 consumidores prefieren las grandes farmacias y no a las independientes

Farmacia Independiente´´La Principal´´,Maipú.

Farmacia Independiente “La Principal” ,Maipú.

Por Francisca Canseco, Radio Santo Tomás

Medicamentos a bajo precio y más opciones, son las que ofrecen las conocidas farmacias de barrio y/o independientes, que no son de los municipios, y que de todas formas tienen valores más convenientes en distintos remedios, desmintiendo el mito de que estas farmacias poseen remedios a mayor costo.

De acuerdo a un estudio de mercado elaborado en el año 2014 por la Consultora Tendencias, el 86% de las personas prefieren comprar sus medicamentos u otros artículos en las grandes cadenas de farmacias, mientras que un porcentaje inferior opta por las farmacias independientes o de barrio. Esta tendencia fue dándose vuelta de acuerdo al desarrollo y crecimiento de esta serie de farmacias. Según este informe en el año 2005, solo el 36% de la población compraba en cadenas, preferencia que hoy se triplica.

A este factor los consumidores hacen referencia a la apertura durante las 24 horas, sus facilidades de pago y los servicios rápidos. Por otra parte, el factor de la cercanía de farmacias de cadenas en varios puntos del país, en un porcentaje de poco más de 47%, lo que hace que los clientes vuelvan a comprar en farmacias de cadena. Los descuentos, respectivamente son también factores que inciden en la decisión a la hora de comprar, según esta encuesta. Pero a la hora de llegar a comparar precios, muchas veces existe un contraste entre ambos círculos de farmacias (cadenas e independientes), y más aún cuando en el año 2007 estas cadenas farmacéuticas comenzaron a coludirse y el aumento de precios de los medicamentos fueron aumentado paulatinamente e incrementando su número de productos, verificando el éxito de venta en las tres cadenas, Ahumada, Cruz Verde y Salcobrand.

A pesar de todo esto y la desconfianza que generó en su público, sus ventas siguen siendo mayores a las de las farmacias independientes, y es ahí el cuestionamiento de, ¿Por qué los consumidores prefieren siempre las farmacias de cadenas y no las independientes o las de barrio?, y esto se genera por una sola razón, y es  que muchas veces los mismos consumidores crean su propio paradigma de que las farmacias independientes son más caras y por lo tanto transforman eso en un desconocimiento y desconfianza de estas.

Es por esto que él presidente de la asociación de farmacias independientes de Chile, Héctor Rojas, mencionó en el canal de Mega que los precios de los laboratorios internacionales muchas veces no pueden ser comparables con los de las cadenas, ya que las grandes farmacias compran por mayor cantidad, lo que genera que su compra sea más barata y pueda venderse de la misma manera, pero lo que ellos hacen es comprar a laboratorios nacionales y eso produce que sus precios sean más bajos que los de las cadenas y nos mencionó, ´´Por mucho que las cadenas tengas una integración vertical con los laboratorios, este es un nicho que las farmacias de barrio lo aprovechamos, porque acá tiene precios muchos más baratos que de los precios de laboratorios internacionales´´, así es como afirmó Rojas, y a juicio de él, esto genera que las independientes puedan vender y ofrecer las alternativas, bioquivalentes y los famosos medicamentos genéricos.

  • Los precios y sus determinantes

Una importante concentración de la venta farmacéutica está en manos de tres cadenas de farmacias (Ahumada, Cruz Verde y Salcobrand), las cuales lideran más del 90% del mercado, según un informe de “El mercado de medicamentos en Chile”, realizado por el Centro de Investigación Periodística, (Ciper). La principal acción que provoca que ocurra esto es que estas cadenas ofrezcan un sin fin de ofertas en productos que muchas veces no son medicamentos, lo que hace que la población acceda de igual manera a estos centros, otra de sus estrategias es fidelizar con programas de descuentos con tarjetas de la misma casa comercial, aparte de una atención de 24 horas y una ubicación importante donde concurra más gente, entre otras. Es por esto que el ex gerente de control de calidad del laboratorio Abbott y actual químico farmacéutico de la farmacia independiente ´´Villa México´´, de la comuna de Cerrillos, Héctor Vega, nos dice que, ´´Las personas vas a las cadenas de farmacias en primer lugar porque tienen un amplio surtido comparado con las farmacias independientes y, en segundo lugar, porque de alguna manera   un alto porcentaje de estas personas se encuentran atadas con las tarjetas de créditos de cadena´´.

 Si bien sabemos que uno de los principales factores que ocupan estas cadenas farmacéuticas, son sus localizaciones y sectores de mayor flujo peatonal, en supermercados, en esquinas tradicionales, malls, lo que genera que tiendan a agruparse, formando una competitividad espacial y contradictoriamente de cercanía con la población, pero a pesar de esto sus precios no dejan de ser más elevados que el de las farmacias independientes. Estos locales, que representan la mitad de las farmacias del país, están ubicados principalmente en zonas aisladas, rurales y en las comunas más vulnerables, en cambio, las cadenas están concentradas en las grandes urbes y en lugares más abastecidos y con mayor poder adquisitivo.  Por lo tanto, muchas veces lo que estamos pagando en un medicamento es lo que pagamos por la propaganda que esta nos brinda, eso es lo que nos dice Alsino García, ex jefe de la patología aviar, del Ministerio de salud y actualmente dueño de la Farmacia ´´Principal´´, (independiente) del centro de la comuna de Maipú. ´´Hay una publicidad engañosa de las cadenas, pero que penetra en la conciencia de la gente, lo otro que afecta fundamentalmente es que se instalan en lugares estratégicos, donde existe una alta concentración de compradores. ´´

  • Acceso y gasto en medicamentos

 Si el 90% de las ventas se encuentran concentradas en las grandes cadenas, este es un punto importante en la influencia de sus precios ya que aumenta cada vez más su forma continua de su poder de negociación, lo que Inevitablemente, esto conduce a que las farmacias independientes pierdan su rol en el mercado, llegando incluso muchas de ellas a desaparecer, por esta gran competencia de las grandes cadenas farmacéuticas.

Lo que muchos no saben es que estas pequeñas farmacias de barrio independientes les pueden brindar un mayor acceso a productos más económicos a lo que nos avaló el dueño de la farmacia “Principal”, Alsino García, “algunos no tiene el conocimiento de que las farmacias de barrio pueden generar oportunidades, al ofrecer alternativas que son bioquivalentes y que son mucho más baratas”.

 La Fiscalía Nacional Económica (FNE), el Ministerio de Salud y el Instituto de Salud Pública (ISP) han sido los actores que no se encargan de regular este mercado y que no han desarrollado las competencias necesarias como en otros países, donde las agencias sí se preocupan del modelo de acceso a medicamentos, abordan los precios o tienen sistemas de reembolso a través de seguros de salud que les permiten contenerlos. Pero como en Chile nadie regula sus precios, éste se termina regulando por lo que los pacientes están dispuestos a pagar por un medicamento y como se conoció hace un tiempo a tras la famosa colusión de las cadenas de farmacias, que solo veían sus intereses propios. Si bien muchas veces se habla de que las farmacias independientes son más caras que las de cadenas, la misma contra parte puede llegar a desmentir lo que hipotéticamente creen los consumidores. Cristian Cifuentes, vendedor comisionado y actual trabajador de Farmacia Salcobrand de la comuna de Maipú, nos dice: ´´Las Cadenas no manejan precios económicos, la diferencia es que en las cadenas amarran a las gentes con los convenios de las isapres y los comprometen con sus tarjetas de créditos particulares y convenios que manejan ellos, ya sean institucionales o nivel de empresas´´

  • Iniciativas para abrir el acceso a fármacos más baratos

 Una de las bases de esta gran problemática que se genera en la industria farmacéutica, es la información de acceso a este mercado tan cuestionado en Chile, una de las otras soluciones que se pueden generar seria comparar la realidad chilena con otros países, y copiar uno de esos modelos como el de nuestro país vecino, Argentina, ya que ellos mantienen un vínculo directo entre farmacia y laboratorio, lo que les permite tener precios más bajos, y así con esto en un plazo prudente generar resultados para los consumidores, los cuales se ven afectados con esta situación.

Dejar de creer en las mismas barreras que uno se pone contra las farmacias de barrio y/o independientes, dejar los prejuicios y el desconocimiento atrás sobre el mito de que las cadenas son más baratas que las farmacias independientes. Un mercado único de adquisición y una cotización previa a la realización de la compra, sería una de las soluciones mientras se buscar la fórmula, de innovar y ejecutar una nueva propuesta para que no se genere un desequilibrio en el mercado farmacéutico.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *